Análisis – Super Bomberman R

Cada varias semanas, vuelvo a leer lo de Don Pepe y los Globos en algún comentario de Youtube o en algún foro extraño, y eso que sabemos que nada tenía que ver con la saga de Hudson Soft y que a lo sumo, muchos de nosotros empezamos a conocer esta licencia como Dynablaster.  El tema es que casi desde siempre, Bomberman ha tomado ese hueco de ser un juego multijugador sin que realmente lo haya petado, nunca mejor dicho, como un gran superventas.

Para muchos de vosotros, lo conocisteis en Nes, muy probablemente en uno de esos cartuchos de tropocientos en uno, cuyas skins cambiaban por otros personajes de otros juegos, pero otros tantos lo conocieron en Super Nes o en ese Bomberman Generations de Game Cube que valía su peso en oro.

Y durante mucho tiempo así fue, pocos títulos y todos con un gran enfoque multijugador y fiestero, salvo ese engendro que pudimos jugar en los albores de Xbox 360 y que no desearía ni a mi mejor enemigo… bueno, a el si se lo desearía, pero porque tengo algo de mala persona en mi interior.

El tema, es que fue con la llegada de Switch, que en 2017 tuvimos una entrega que parecía exclusiva para la nueva consola de Nintendo y que poco más de un año después ha tenido versiones para Pc, Playstation 4 y Xbox One, que es el que se ha analizado en este caso.

Lo que nos llega es un título a precio reducido con todas las mejoras y contenidos ya disfrutados en la híbrida de Nintendo, pero con todas las bases originales de una licencia de todos conocidas.

Aunque nada más empezar podemos optar por el modo campaña o el multijugador, podríamos dejar reflejado que este último es el que dará cuerpo a este juego y que hará que sinceramente, merezca la pena todos y cada uno de los euros que hayas pagado por el mismo.

En el modo campaña disfrutaremos de un modo historia un tanto cogido por los pelos y que sirve de excusa para presentarnos una serie de ambientaciones de escenarios, con diferentes reglas para continuar como podría ser acabar con todos los enemigos, buscar las llaves o apretar unos dispositivos, todo evitando a los enemigos y a nuestras propias bombas.

Antes de completar un mundo, tendremos que enfrentarnos a un final boss en dos fases, una primera que sería igual a enfrentarse a un bot de mayor o menor IA pero con algún beneficio, y una segunda fase donde el concepto jugable cambia, dándonos un escenario con más libertad y donde el enemigo, más grande, tendrá que se derrotado dentro de unas mecánicas más clásica del típico jefe final.

Todo esto, jugado en tres niveles de dificultad, nos dará moneda del juego que nos permitirá desbloquear nuevos personajes, muchos de ellos basados en otras licencias de Konami como Solid Snake, Dracula, Piramid Head y otros tantos, eso sí, en sus versiones chibi.  Además de nuevos escenarios y más contenido, que prolongará su vida en el juego más allá del modo multijugador.

Según la versión en que juguemos, tendremos personajes exclusivos, siendo en Xbox el Master Chief Bomber, en PS4 son Ratchet & Clank y la versión de Steam incluye a P-Body Bomber.

Pero realmente no nos vamos a encontrar nada rompedor en este Bomberman, no al menos que lo hayamos visto en otras entregas ya que peca de continuista.  El control no es ningún problema pero a veces peca de poco fino, lo que nos llevará a los mas incapaces a morir más de una y de dos veces por culpa de un fallo de coordinación.

SUPER BOMBERMAN R_20180806185648

Pero como ya dijimos, nos tendremos que ir a la versión multijugador donde está lo bueno, y es que es que como si de un Puyo Puyo se tratase, lo bueno empieza en el modo presencial de hasta cuatro personajes, donde tendremos que sobrevivir a nuestros compañeros y al mismo tiempo, intentar acabar con ellos, y si te matan… siempre puedes seguir fastidiando desde fuera del escenario.  Es básicamente el mismo juego de siempre, pero más bonito.

Y tan bonito como el hecho de que tanto a nivel de resolución como a los 60 fps, cumple sobradamente, ya que en ningún momento viene aquí a presentarse como un prodigio del mundo del videojuego, ya que juega en otra liga para este caso.

Entre los modos multijugador, además del clásico todos contra todos y por equipos, tendremos Gran Premio con partidas de equipos de hasta tres jugadores, en modo online, en los que no solo tendremos que derrotar a los contrarios sino que además, tendremos que recoger unos cristales distribuidos por el mapa, que sumaran en el contador ya que las muertes en este caso son temporales.

Podríamos decir que Super Bomberman R es esa opción necesaria para partidas y quedadas grupales, donde la competición más casual brille en todo su esplendor, sin más.  Perfecto para maratones o para partidas rápidas, pero siempre en grupo y es que en su modo de un jugador, la gracia del juego desaparece a las pocas horas y se convierte en otro más en la estantería.

Cada varias semanas, vuelvo a leer lo de Don Pepe y los Globos en algún comentario de Youtube o en algún foro extraño, y eso que sabemos que nada tenía que ver con la saga de Hudson Soft y que a lo sumo, muchos de nosotros empezamos a conocer esta…

Super Bomberman R

Nota Final – 7.4

7.4/10

Mejor con amigos

Sin duda, lo mejor que nos aporta Super Bomberman R es poder disponer del original de Hudson Soft en esta nueva generación, por lo demás, aun disponiendo de bastante contenido, se encuentra falto de novedades dejando el título para fans y para disponer de grandes competiciones grupales.

Puntuación de Usuarios: ¡Se el primero en votar!
Gref

Gref

Los videojuegos son el noveno, décimo o undécimo, arte.Son capaces de transmitir sentimientos, y la mayoría de ellos, el sentimiento de culpa... por tenerte tantas horas enganchado.
Gref
About the author

Gref

Los videojuegos son el noveno, décimo o undécimo, arte. Son capaces de transmitir sentimientos, y la mayoría de ellos, el sentimiento de culpa... por tenerte tantas horas enganchado.

Be the first to comment

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Para continuar tienes que aceptar la política de cookies. Más información.

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios y mostrarle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información aquí .

Cerrar