Análisis – Monster Hunter World: Iceborn

Llevo apostando por Monster Hunter desde que la primera entrega llegó casi de improvisto a España, con un juego que apenas se pudo ver en contadas tiendas y con una tirada que la consecución de iteraciones ha evitado de que se convierta en un producto de lujo.

Entre medias, muchas más entregas, unas dentro y otras fuera de la terminología numerada, con un exceso de versiones completas y tan mareante a veces, que aparcarla durante unos años te obliga a ponerte al día para saber que es lo que realmente tienes entre manos.

Pero no nos equivoquemos, pese a ser en su base un juego de nicho, el éxito cosechado en occidente ha ido subiendo en los últimos años, y ha hecho que Monster Hunter World esté arriba entre las entregas más codiciadas. Atrás se quedan esas obras perdidas en Japón y la fama es tal que ya hay hasta película pendiente de estrenar… aunque lamentablemente podríamos decir que pinta nada más que regular.

Con Monster Hunter World, se apostó por renovar la saga, aunque ello implicase que el número final de bestias a las que nos enfrentaríamos fuese un tercio de las disponibles en otras entregas. Pero la formula del éxito estaba ahí y el disponer de un contenido más limitado a lo acostumbrado ha dado pie a que una expansión como Iceborne sea una realidad.

Aunque lo que nos toca por delante es una expansión, el juego ha tenido tirada en formato físico, en una suerte de recopilatorio que no solo incluye el nuevo contenido, sino que los que necesitasen una copia de Monster Hunter World, también dispondrían de ella. Para aquellos que ya dispusieran del título base, solo tendrían que pasar por caja digital por algo que es tan grande que se aleja del simple dlc que tenemos en la cabeza.

En una aventura que nos llevará a pasar incluso cientos de horas para llevarla por delante, encontraremos una historia completamente nueva que nos hará buscar la verdad sobre los cambios en el Nuevo Mundo, que conlleva la llegada de nuevas bestias. Pero antes de comenzar, obviamente habrá tocado pasarse el juego base, ya que estaremos ante una aventura con cierta dificultad y no apta para novatos.

Las nuevas bestias a las que nos enfrentaremos, muchas de ellas llegan de otras entregas de la serie, pero la representación de las mismas están a mucha distancia de tal y como las recordábamos. Además, podremos comprobar que estas disponen de nuevos comportamientos y ataques, dando una experiencia muy diferente a la vista hasta ahora. Pero no dejemos atrás a nuevos monstruos creados para la ocasión, que son un gran porcentaje de los mismos..

Con la expansión se añade el Rango Maestro, con mayor dificultad y que también actualiza la dificultad de los enemigos ya conocidos. Por suerte, a mayor necesidad, mejor equipo y dispondremos de nuevas armas y armaduras que se convertirán en las más poderosas del juego. Las novedades se plasmarán también en nuevos ataques y nuevas formas de llevar a cabo nuestras estrategias.

Con esta expansión tendremos en torno a 40 horas de juego solo si nos centramos en el contenido principal de la misma, pero ya sabemos que en estos juegos siempre hay algo más, y ese algo más son todas las secundarias y farmeos que nos llevaran perfectamente a superar las 200 horas si estamos muy mal de lo nuestro.

En el plano técnico, las bases son conocidas, con un gran acabado gráfico y una banda sonora de gran nivel, por lo que podemos decir que Capcom en este caso no ha soltado el pie del acelerador y todo sigue a un gran nivel o incluso mejor.

Con Iceborne algunos de nosotros nos podemos retrotraer a los noventa o principio de la década de los dos mil, cuando una expansión llegaba a ser algo grande y complementario que se asemejaba en contenido al juego original, y es que han hecho un gran trabajo a todos los niveles y si hacemos cuentas, estamos ante muchas horas de diversión por un coste bajo.

Llevo apostando por Monster Hunter desde que la primera entrega llegó casi de improvisto a España, con un juego que apenas se pudo ver en contadas tiendas y con una tirada que la consecución de iteraciones ha evitado de que se convierta en un producto de lujo. Entre medias, muchas…

Monster Hunter World: Iceborn

Nota Final – 9

9/10

Esencial

Si te gusta el género, no hay ninguna duda de que este es el mejor juego que jugarás este año. Pero si te gusta de verdad, ya habrás tenido oportunidad de jugar al juego base y poco más te podré decir en cuanto a lo bueno o malo será este título, pero debes saber que por 39,95€, que es lo que cuesta la expansión por separado, tendrás contenido de calidad para horas y horas.

Puntuación de Usuarios: ¡Se el primero en votar!

Roadhog

Con unas gafas por delante, la realidad se difumina entre lo malo y lo peor, pero para eso está esta realidad irreal.
Roadhog
About the author

Roadhog

Con unas gafas por delante, la realidad se difumina entre lo malo y lo peor, pero para eso está esta realidad irreal.

Be the first to comment

Deja un comentario.

Tu dirección de correo no será publicada.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.